Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

 

Nada más importante para un nativo que conocer a cabalidad la historia del terruño que lo vio nacer, mucho más en estos tiempos en los que se reedifica un nuevo concepto de la geohistoria local y regional. En este sentido, los conquistadores e invasores coloniales fueron muy arduos y organizados a la hora de llevar una relación pormenorizada de cuanto pueblo fueron fundando, crónicas ricas en descripciones, pero que a veces algunos nombres fueron deformados o confundidos por las limitaciones de una lengua extraña e invasora que en primeras instancias purgó por desplazar las miles de lenguas que se hablaban en el territorio llamado Venezuela después del descalabro imperial hispánico. No cabe aquí resentimientos xenofóbicos ni retaliaciones revanchistas, menos aún cuando la sangre está en deuda con indios, negros y españoles, por ese fabuloso mestizaje del cual somos producto. Sin embargo, es necesario reconocer lo que es innegable. Retomando el propósito de este artículo, el cual es producto de una reflexión que me ha inquietado por muchos años a cerca de la fundación u origen de San Antonio del Golfo, ese terrón de jocosidad festiva, anclado a orillas del Golfo de Cariaco. La fecha que actualmente se acepta es la de 1691, para lo cual tomaremos referencias de diversos autores, quienes en muchos casos sólo han refrescado las versiones de los archivos originales de Indias. Lo cual pudiese darlas por fidedignas. Aunque en algunas crónicas publicadas en la Web (en las que falta el dato bibliográfico de origen) se dispone de otras fechas como por ejemplo: "Tuvo su origen en el año 1713 por la misión de San Antonio de Padua llamado " La Playa ", nombre éste que con cariño era pronunciado por los primeros moradores y el cual recibe el nombre de San Antonio de Padua, y es llamado del Golfo por su ubicación Geográfica en el golfo de Cariaco." (www.edosucre.gov.ve/municipios/mejia.htm).



Por su parte, Buenaventura de Carrocera en la obra Lingüística Indígena Venezolana y los Misioneros Capuchinos plantea la fundaciòn de un pueblo con el nombre de San Antonio de Padua de Guaipanacuar, cabe destacar, según la opinión de esta autora, que a mediados del siglo XVII "la misiòn se consolida, se organiza y progresa notablemente, no obstante las dificultades puestas por los gobernadores, y, más que todo, por su poca ayuda y cooperación, a los que se juntaron los encargados de las encomiendas que al fin son descartadas de esta provincia de Cumaná". (op. cit. 18) La mencionada autora plantea en la misma página citada anteriormente (versión digital del libro mencionado antes) que: "Otra nueva población de indios chaimas se fundó en 1691 por nombre San Antonio de Padua de Guaipanacuar, la que del mismo modo continuó, siendo a su vez erigida en doctrina." Esta fecha se acerca más a la que, en su obra  EFEMÉRIDES DEL ESTADO SUCRE , el profesor Hernán Muñoz Villafyerte presenta como la fundación de este bello enclave a orillas del Golfo de Cariaco: "5 de mayo de 1691: El Padre capuchino Antonio de Torrelacárcel fundó la Misión de San Antonio de Padua de Guaipanacuar, hoy San Antonio del Golfo". (Op. cit. p. 77)

La denominación Guaipanacuar no deja de inquietarme, ya que guarda mucha similitud fónica con el vocablo Capayacuar, ambas voces de raíz chaima. Eso me hace pensar, aunque los conquistadores fueron muy rigurosos en sus relaciones, que San Antonio de Capayacuar y San Antonio de Guaipanacuar pudiesen ser los mismos. Hasta hoy prevalece el nombre Capayacuar, mientras que Guaipanacuar se ha extinguido y en nin´guno de los mapas de la provincia de Cumaná del siglo XVII no está registrado el Valle de Guaipanacuar, como sí aparece Capayacuar. Aunque debo reconocer que no he sido exhaustivo en la búsqueda, por eso prometo seguir profundizando hasta reescribir la historia de la fundación de mi adorado terruño.

Vale la pena destacar, que lo que está en discusión es la fecha de origen de San Antonio del Golfo, mas no la de otros pueblos o caseríos del municipio Mejía, los cuales pudieron ser fundados con antelación. Me llama poderosamente la atención que el cementerio de San Antonio del Golfo está ubicado en una empinada cuesta, a la cual debía ser difícil acceder antes de pavimentar la vía de acceso. Eso me ha dado a elucubrar que el pueblo originario debió estar ubicado no en las cercanías de la costa sino más bien en las alturas del cerro. Aunque es plausible considerar que dicha ubicación del cementerio obedezca a la necesidad de evadir el bajo nivel freático para preservar la pureza de sus playas.

Otro dato importante, es el nombre de "La Playa", y me viene a consideración porque aun viviendo en la calle Villa Los Ángeles, actualmente calle San José, a escasos seiscientos metros de las aguas marinas, nos referíamos a "La Playa" para denominar al puerto de Ño Domingo, donde reside Daniela Patiño, y tiene su asiento la salazón de Humberto Velásquez o enramada de Erasmo.

Desde todo punto de vista, considero que aún no se ha determinado con precisión el verdadero origen de este paradisiaco edén, creo que una de las tareas determinantes sea hallar la exacta ubicación del valle de Guaipanacuar, cerca de San felipe de Austria, actulmente Cariaco.

Tag(s) : #HISTORIA

Compartir este post

Repost 0